¿Cuánto cuesta la construcción y el diseño de una página web? 2ª Parte

En un proyecto web de calidad y dependiendo del alcance del mismo puede haber: 

Un Jefe de proyecto, un Jefe de tecnología, Analistas funcionales, Consultores, Analistas técnicos, Desarrolladores y Diseñadores. El equipo de diseño que puede incluir además del Diseñador a Creativos, Director de arte, etc. es el encargado de desarrollar el look de tu web y reflejar en los productos, los valores y los puntos fuertes de tu compañía de una manera gráfica.

Esto está íntimamente relacionado con la imagen corporativa de la empresa y no sirve el hacerlo rellenando simplemente una plantilla y adaptándonos a sus exigencias.

El Desarrollador es la persona encargada de pasar dicho diseño a un modelo funcional “para web”. El Desarrollador tomará el diseño original y lo transformará, mediante el uso de tecnologías web, a un conjunto de archivos que pueda ser reconocido por los diferentes navegadores web.

Finalmente, un programador le dará los toques funcionales finales a la web, verificando el buen funcionamiento del código de los formularios, o revisando que el código utilizado sea limpio y compatible con los diferentes navegadores.

Dependiendo de la escala del proyecto, podrían verse envueltos en el mismo, Desarrolladores expertos en UX (Experiencia de Usuario). 

Adicionalmente, están los expertos en marketing digital y redes sociales que tendrán como misión identificar a tu competencia, posicionar tu marca, comunicar los valores de la misma y hasta vender tus productos y/o servicios. Este es un aspecto generalmente olvidado por las empresas y con una importancia actual fuera de toda duda. Es un servicio que posibilita la rentabilidad y el retorno de la inversión en el menor tiempo posible.

No olvidemos que el marketing digital es el que actualmente posee una mejor relación calidad/precio

Todos hemos visto que se puede construir una web por 500 € o una tienda on line por 1.000 €. Incluso menos. Obviamente, este precio es incompatible con la descripción de un proyecto profesional como el arriba indicado.

Si lo que realmente se busca es que la empresa esté presente en el sector de mayor crecimiento del mercado y en el primer medio de comunicación actual, se necesita que la web se vea bien en cualquier dispositivo y que refleje convenientemente a la empresa, sus objetivos y la marca; una web que funcione en todos los exploradores web y en todos los sistemas operativos.

Entrar en una web es como entrar en una empresa. Dependiendo de la impresión que se cause, se despertará más o menos interés por los productos y/o servicios. 

A partir de aquí habría que pensar en lo que se paga a los informáticos, cuánto se gasta en folletos, en publicidad y cuánto tiempo se invierte en promocionar las ventajas de los servicios y productos con respecto a los de la competencia. Sumándolos todos y dividiéndolos como mínimo por tres se tendrá un precio aproximado de una plataforma web bien gestionada y soportada.